En el artículo anterior hablamos de cómo detectar los síntomas de la depresión en nuestras mascotas, una enfermedad psicológica que puede aparecer en nuestro perro por motivos como abandono, muerte del dueño, mudanza… Sin embargo, hay otra enfermedad, mucho más común de lo que pensamos, la ansiedad por separación.

¿Qué es la ansiedad por separación? Se trata de un trastorno de comportamiento que consiste en un nerviosismo constante, conductas destructivas, incesantes ladridos al salir de casa o cambios al hacer sus necesidades en todos los rincones de tu casa. En resumen, si tu perro no consigue quedarse tranquilo sin tu compañía, lo mejor será que un etólogo trabaje contigo para poder ayudarle a superar esta ansiedad.

Sin embargo, ¿cómo puedes saber si tu perro tiene ansiedad por separación? En este artículo te contamos las causas más comunes, los síntomas para detectarlo y cómo podemos ayudar a nuestra mascota para que no lo pase mal cuando nos separamos de ella.

  1. Causas de la ansiedad por separación.

Cada perro es un mundo, y cada uno puede desarrollar este trastorno por unas causas distintas. Pero hay varias causas que suelen ser el detonante más recurrente cuando tratamos estos casos en la Clínica El Palau.

-Demasiado apego por el propietario.

Está bien que tengas un vínculo especial con tu mascota y que seáis inseparables. El problema viene cuando se desarrolla un hiperapego que provoca síntomas que afectan de forma negativa al perro cuando no estáis juntos.

-Experiencias traumáticas como el abandono.

Si tu perro es adoptado de una protectora o perrera, lo más seguro es que tenga problemas psicológicos que deben de curarse con el tiempo y con mucho amor. Cuando adoptes un perro que ha sufrido una experiencia traumática debes de tener en cuenta que le estás salvando la vida pero que debes de ser paciente ya que puede tener ansiedad por separación cuando lo dejes solo en casa.

-Separación precoz de la manada.

Si has buscado una camada de cachorros para adoptar un nuevo miembro de la familia, seguramente te aconsejen que te lo lleves a casa cuando este tenga al menos 7 semanas. Esto permite a los cachorros destetarse cuando ya no necesitan la leche materna y socializar con otros perros. Sin embargo, en muchas ocasiones, este periodo necesario para los cachorros es obviado por la impaciencia de los nuevos propietarios.

Si un cachorro se separa antes de hora de su camada, puede tener más propensión a sufrir problemas de ansiedad que pueden afectarle psicológica y físicamente.

-Circunstancias de la familia.

¿Has cambiado de trabajo y estás menos tiempo en casa? Todo puede afectar a nuestra mascota. Si antes teníamos un horario de mañanas y pasábamos toda la tarde acompañados de nuestra mascota y ahora nuestra situación laboral ha cambiado, nuestro perro lo notará.

Todos estos factores pueden afectar a nuestra mascota haciendo que empiece a desarrollar conductas destructivas que antes no tenía. Morder puertas, sillas, cortinas… puede que sean destrozos ocasionados por esta ansiedad por separación. No lo castigues, tu mascota no lo entenderá y solo le afectará más.

Además de las conductas destructivas, nuestro perro puede que no pare de ladrar o aullar cuando salimos de casa. Algo que afecta a nuestra mascota y obviamente, a los vecinos. O quizá que tu perro empiece a hacer sus necesidades por toda la casa cuando antes no lo hacía. Otro de los síntomas que pueden aparecer en perros con ansiedad por separación son: lamido excesivo, hiperventilación, pérdida de peso, hipersalivación…

¿Qué podemos hacer para ayudar a nuestra mascota con la ansiedad por separación?

El mejor consejo que te podemos dar es que contactes con un etólogo en Valencia de confianza para que analice tu caso y te de unas pautas más exactas para curar a tu perro.

El etólogo analizará el entorno del perro por si hay algo “imperceptible” que está afectando a tu mascota, y podrá darte algunos consejos específicos. Por ejemplo:

Saludar a tu perro de forma tranquila cuando llegues a casa es fundamental. Evita ponerle más nervioso cuando te vea, esto ayudará a controlar su ansiedad.

Estímulos externos. El etólogo te recomendará unos juguetes con una serie de características para que se los dejes a tu  mascota cuando salgas de casa. Será su recompensa y un estímulo únicamente cuando esté solo en casa. Escóndelo nada más llegues.

-Adiós a los consentimientos. Sabemos que cuando nuestra mascota nos mira con esos ojos, es difícil resistirnos a darle lo que pide. Sin embargo, si quieres que tu perro supere la ansiedad por separación deberás tener más control sobre él. Adiós a darle lo que quiera porque ladre o llore.

 

¿Quieres que tu perro supere su problema con la ansiedad por separación? Ponte en contacto con nuestros profesionales, te daremos las mejores pautas de comportamiento para que tu mascota supere su ansiedad lo antes posible.

Leave a Comment

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies